Más interesante que nunca, es una aventura intrigante que lleva un día entero. Un poco alejado, le llevará a conocer el corazón de Yucatán, sus pueblos y sitios arqueológicos Mayas, conventos, iglesias, catedrales y templos coloniales, atrios y cenotes.

Nota: las iglesias y los conventos normalmente abren en las mañanas, pero no siempre. No mantienen horarios específicos, así que no sienta decepcionado si solamente logra ver la iglesia desde afuera.

La mejor manera de recorrer la ruta es en automóvil. Partiendo de Mérida temprano (8 am) con un tanque lleno de gasolina, tome el Periférico hacia el oriente rumbo a Kanasín. Después siga los letreros a Acanceh. Cada visita durará de 10 a 45 minutos.

ACANCEH
A 22 kilómetros de Kanasín se encuentra Acanceh (quejido de venado), donde usted verá una combinación interesante del pasado y presente. Su principal atractivo es la Plaza de las Tres Culturas, que conjuga las épocas prehispánica, colonial y contemporánea. Destaca el templo dedicado a nuestra Señora de la Natividad y la capilla de la Virgen de Guadalupe. A unas cuadras está el ‘Templo de los Estucos’, donde verá jeroglíficos. Para llegar pregunte y le indicarán el camino, está a unas cuatro cuadras.
 Entrada: 35 pesos. 8 am – 5 pm Lun.-Dom.

TECOH
A unos 8 kilómetros de distancia tiene un mercado, una iglesia y un convento dedicado a la Virgen de la Asunción. Construida sobre la base de un pirámide Maya, la iglesia tiene cantidades de piedra labrada, un altar impresionante y muchas pinturas.


(Si viajas esta ruta al revés, hay una opción excelente para comer en km. 22.9, en el lado derecho…Na’Lu’um Restaurante (comida yucateca regional contemporánea, abierto de 8 am – 8 pm. También es hotel y ofrece baños Temazcal.)

TELCHAQUILLO
A continuación se encuentra Telchaquillo, un pueblo pequeño que tiene una iglesia muy austera y un cenote cristalino en la plaza, con una escalinata para bajar.

MAYAPAN
Unos kilómetros después de Telchaquillo, a mano derecha, están las fantásticas ruinas de Mayapán. Amurallada y con 4,000 montículos, esta ciudad se parece mucho a Chichén Itzá en tamaño e importancia. Conocida como Bandera de los Mayas, la ciudad amurallada de Mayapán es considerada como la última gran capital Maya, y a pesar de que no es un lugar que haya tenido grandes construcciones, en esta zona se han descubierto más de 4000 estructuras arquitectónicas. En la actualidad están trabajando en seis pirámides, las demás siguen cubiertas por la maleza, árboles, etc. Ver a los arqueólogos trabajando es también una experiencia interesante.

 Entrada: 35 pesos. 8 am – 5 pm Lun.-Dom.

TEKIT
El siguiente poblado es Tekit (30 KM), un pueblo próspero donde encontrará la parroquia de “San Antonio de Padua”, un templo grande lleno de estatuas de santos en todos sus nichos. Parece un museo y el altar es muy sencillo.

MAMA
El siguiente pueblo es uno pequeño de nombre Mama (7 KM). Conocido por la iglesia coronada con un campanario, la parte posterior del templo cuenta con un hermoso jardín, una noria y santos en cada nicho. El altar está muy adornado. Se cree que esta iglesia es la más antigua de la ruta. Su templo y ex convento franciscano presenta al frente un hermoso campanario que no puede dejar de admirarse, así como un atrio cerrado, el cual es uno de los más famosos en la región.

CHUMAYEL
A continuación en la ruta está Chumayel (9 KM), Lugar de las Semillas, cuna de uno de los más importantes documentos, el Chilam Balám, libro sagrado de los Mayas. En este poblado se puede apreciar su Templo de la Purísima Concepción construido en el siglo XVI. Es un claro ejemplo de la arquitectura religiosa de tipo almenado, medieval, trasplantada a Yucatán por los primeros españoles. En el interior del templo se encuentra un Cristo de madera negra, de interés muy especial.

TEABO
Es conocido por dos representativas construcciones sacras: la Parroquia y el ex convento de San Pedro y San Pablo, construidos durante el siglo XVII. En el interior destaca un retablo que tiene un par de columnas cariátides y la Capilla de Indios que ostenta la fecha 1617. También es conocido por sus vestidos y huipiles bordados.

MANI
El último y tal vez más importante punto de la Ruta de los Conventos es Maní (12 KM), donde encontrará una enorme iglesia, un convento y un museo con explicaciones en español, inglés, francés y maya. Vea el Templo del Convento de San Miguel Arcángel, cuya fundación data de 1549. (Nota: este convento está en restauración extenso.) Es aquí donde Fray Diego de Landa ordenó la quema y destrucción de muchos documentos y estatuas Mayas durante el movimiento franciscano para convertir a los indígenas al cristianismo. Se destruyeron unos 5,000 ídolos, 13 altares, 27 pergaminos en piel de venado y 197 vasijas de diferentes formas y tamaños. Al darse cuenta de su gran error, Fray Diego comenzó a escribir todo lo que podía recordar. Este documento se llama “Relación de Cosas de Yucatán”. Hoy, Maní es un sitio religioso de mucha importancia. Si se encuentra en Yucatán en Semana Santa, no pierda la oportunidad de ir a Maní. Es otro buen lugar para almorzar (en el Restaurante El Príncipe Tutul-Xiu), o puede seguir a Ticul a Los Almendros.

Para regresar a Mérida, siga a Ticul, después a Muna, Umán y Mérida. Ticul es un buen lugar para pasar la noche si quiere hacer la Ruta Puuc al día siguiente. Tiene hoteles pequeños y limpios y está de camino a las Grutas de Loltún.

Hotel
Hotel Plaza en Ticul
Hotel Puuc en Oxkutzcab

Mapas
– Peninsula de Yucatán
Ruta de los Conventos