Te27 embotelladosPara Gus, todo comenzó como un juego algún día de 2007. A su esposa siempre le han gustado los tés y las infusiones; en ese entonces y antes de irse al trabajo, ella le dejaba té verde en un pichel (jarra) para que tomara durante la mañana. Al pasar las semanas le empezó a aburrir el sabor del té solo. Buscó en el refrigerador algo para mezclarlo; había limonada y el resultado le encantó. La rutina matutina se volvió una divertida costumbre para jugar con los sabores; después del limón vinieron la piña, la jamaica, el arándano, el maracuyá, la estevia y la horchata. Luego de tres años las recetas quedaron listas, y en el verano de 2010 Gus y su esposa se plantearon seriamente la posibilidad de vender sus bebidas.

“Muy pronto nos dimos cuenta de que teníamos un buen producto”, dijo Gus. La gente lo recibió con agrado por su sabor fresco y natural, y porque les gustaba que surgiera una opción saludable y baja en azúcar en medio de tanta chatarra. “Las cosas se fueron dando de manera muy natural, crecimos hasta que nuestra cocina y el comedor fueron insuficientes, nos mudamos e iniciamos otra etapa”.

En 2014 hubo un reinicio radical que ha convertido a té27 en una empresa en forma, todavía pequeña pero con un futuro promisorio y ambicioso. Aún sigue siendo un juego y más emocionante que nunca, porque ya saben qué quieren y como lograrlo; eso si siempre respetando las recetas originales y el proceso artesanal que las hacen únicas.

Actualmente ofrecen 12 sabores divididos en tres grupos de endulzante: azúcar, mitad estevia y mitad azúcar, y 100% estiva.

Más información:
Gus Reyes Asid
[email protected]
Calle 49-C #247 x 42 y 46 Fracc. Francisco de Montejo
Lunes – viernes 9 am – 2 pm
www.te27.mx
Facebook: té27
Instagram: te27megusta